Menu
Encuéntranos
Escapar
Sal de inmediato Haz clic en este botón cuando tu abusador esté en tu presencia. Esta página te llevará a google search.

Recursos para adultos que fueron abusados cuando eran niños

La ley de Víctimas Infantiles (CVA, por sus siglas en inglés) ayuda a los adultos que fueron abusados sexualmente cuando eran niños a reclamar justicia. Si esto te conmueve, continúa leyendo sobre recursos útiles.

¿Qué es la ley de Víctimas Infantiles?
Hasta enero de este año, el estado de Nueva York tenía una de las leyes de prescripción más restrictivas del país en lo referido a iniciar querellas por abuso sexual de menores en tribunales civiles o penales. La mayoría de los sobrevivientes tenían solo hasta los 23 años para reclamar justicia en los tribunales.

La ley de Víctimas Infantiles (CVA, por sus siglas en inglés) prorroga la ley de prescripción para los adultos sobrevivientes de abuso sexual infantil, reconociendo que muchos adultos no pueden divulgar sus experiencias hasta que tienen 30, 40, 50 años o incluso más.

¿Qué hace la ley de Víctimas Infantiles?
La ley de Víctimas Infantiles proporciona a los sobrevivientes de abuso sexual infantil más tiempo para reclamar justicia en nuestros tribunales. De aquí en adelante, conforme a la ley los sobrevivientes que tenían menos de 23 años al 14 de febrero de 2019, ahora tendrán hasta:

  • Su cumpleaños 55 para iniciar una querella civil contra el abusador.
  • Su cumpleaños 25 para presentar cargos criminales por delitos menores contra los abusadores y su cumpleaños 28 para presentar cargos criminales por delitos graves.

La CVA también crea una “ventana” de un año, que comienza el 14 de agosto de 2019, cuando CUALQUIER adulto sobreviviente de abuso sexual infantil puede presentar una querella civil contra su abusador y/o una institución negligente, independientemente de cuánto tiempo hace que ocurrió el abuso.

Los representantes del cliente de Safe Horizon ahora están disponibles por chat para ofrecer información, defensa y apoyo a personas que han sido afectadas por violencia, delito y abuso. Para chatear con un representante en horarios laborales, visita nuestra página de SafeChat.

Preguntas frecuentes de la ley de Víctimas Infantiles

¿Qué sucede si ya tengo más de 25 o 28?
Todavía puedes presentar cargos civiles según la ventana de un año que comienza el 14 de agosto de 2019.

¿Qué sucede si ya tengo más de 55?
Todavía puedes presentar cargos civiles según la ventana de un año que comienza el 14 de agosto de 2019.

Lo que puedes hacer:

EDAD  Lo que puedes hacer
Menos de 18
  • Puedes presentar cargos criminales hasta los 28 años (para delitos graves) y hasta los 25 años (para delitos menores);
  • Puedes iniciar querellas civiles hasta los 55 años.
Entre 18 y 22
  • Si no tenías 23 años al 14 de febrero de 2019, puedes presentar cargos criminales hasta los 28 años (para delitos graves) y hasta los 25 años (para delitos menores);
  • Puedes iniciar querellas civiles hasta los 55 años.
23 y más
  • Si cumpliste 23 años antes del 14 de febrero de 2019, puedes aprovechar la ventana de un año para iniciar una querella civil. La ventana comienza el 14 de agosto de 2019.

¿Cuál es la diferencia entre una querella penal y una querella civil?

En una querella penal, el estado decide avanzar con el proceso legal o no, y de qué manera. Si el abusador es condenado, puede ser sentenciado a encarcelamiento o prisión.

En una querella civil, el sobreviviente, no el estado, toma decisiones que dan forma al caso, incluido si decide entablar un pleito, aceptar una oferta de acuerdo o ir a juicio. Si el tribunal emite una sentencia a favor del sobreviviente, el abusador puede tener que pagar daños.

El pleito civil con frecuencia hace responsables a las instituciones, como iglesias, escuelas u organizaciones.

¿Qué hace la ventana de un año?
La ventana de un año le permite a cualquier sobreviviente que no pudo iniciar una querella según la ley de prescripción anterior iniciar una querella civil.

Esto incluye a los sobrevivientes que nunca presentaron una querella o reclamo y a aquellos cuyas querellas fueron desestimadas debido a la anterior ley de prescripción. Los sobrevivientes de CUALQUIER edad pueden iniciar una querella civil durante esta ventana de un año.

¿Cuándo puedo iniciar un juicio según la ventana de un año?
Los juicios pueden iniciarse entre el 14 de agosto de 2019 y el 13 de agosto de 2020. No es necesario que los juicios finalicen antes de agosto de 2020, sino simplemente iniciarse.

Preguntas frecuentes sobre la ventana de un año de la ley de Víctimas Infantiles del estado de Nueva York

¿Qué es la ventana de un año?
A partir del 14 de agosto de 2019, CUALQUIER adulto sobreviviente de abuso sexual infantil que tenga 23 o más puede iniciar una querella civil contra el abusador.

Eso incluye a los sobrevivientes que nunca antes iniciaron una querella y los sobrevivientes que iniciaron querellas pero no pudieron avanzar debido a que el plazo de la ley de prescripción había vencido.

La ventana dura hasta el 13 de agosto de 2020. Los juicios deben INICIARSE durante esta ventana, pero no es necesario que se resuelvan durante esa ventana.

¿La ventana de un año aplica a querellas penales?
No, la ventana de un año aplica únicamente a querellas civiles.

¿Qué sucede si tengo entre 18 y 22?
Si eres un sobreviviente entre 18 y 22 años, la ventana de un año no se aplica a tu caso. Tú tienes más de un año para decidir sobre el inicio de una acción legal.

Puedes presentar cargos civiles hasta la edad de 55, y tienes hasta los 28 años para presentar cargos por delitos graves y hasta los 25 años para presentar cargos por delitos menores.

¿Qué sucede si tengo más de 23?
Cualquier sobreviviente mayor de 23 puede iniciar una querella civil según la ventana de un año que comienza el 14 de agosto de 2019.

¿Incluso si tengo más de 55?
Cualquier sobreviviente de más de 23 años puede iniciar una querella civil durante la ventana de un año.

Si estás interesado en iniciar una acción legal y te gustaría obtener asesoramiento sobre cómo elegir un abogado, haz clic aquí.

COVID-19 Preparedness.

The well-being and safety of our clients and staff is always our top priority.

Click here to learn more about how the COVID-19 is impacting our programs.